lunes, 2 de julio de 2007

anacronismos

Utilizaré un terrón de azúcar para pasármelo por los labios en un intento negar tu ausencia.

También puede que abra el baúl polvoriento de la buhardilla en busca de aquel vestido blanco de mi madre. Blanco, largo, con pequeños bordados sutiles y preciosos casi imperceptibles.Y soñaría con aquellos días lejanos de verano, con el mismo color que hoy, en los que me quedaba grande. Entonces, quizás tropiece por la emoción y caiga y mi perro me babee la cara y entonces me ría. Y de la risa ya no me queden ganas de llorar.

3 comentarios:

  1. Todo tiempo pasado fue mejor... el verano es una época de recuerdos y más de los recuerdos de la infancia.

    Procuraré ser pequeño por muchos años más.

    ResponderEliminar
  2. Vaya. ¿Causar dolor para ahogar uno más grande? ¿Abrazar un pasado lejano para huír de un presente que se escabulle? Si un clavo saca otro clavo, lo verdaderamente cierto es que los martillazos son la únca solución.

    ResponderEliminar
  3. ¡QUE BONITO! HAY BLOGS QUE ME DEJAN IMPACTADA PORQUE CON TRES FRASECITAS O CUATRO DICEN GRANDES VERDADES.

    HAZME UNA VISITITA :-)

    ResponderEliminar

cuando sabes que no tienes nada que perder
el universo conspira porque alcances tus objetivos